PDF Inactivo

Momentáneamente los libros del autor no se editarán en versión gráfica, por lo tanto se interrumpe la bajada directa y sólo se editarán en formato PDF y puden solicitarce al correo: raspaggiari@gmail.com

El listado de libros se podrá observar en los blog administrados por el autor.

Para compartir y poder ver los libros PDF en la nube.

https://drive.google.com/drive/folders/0BxzkgnJxYLPnSUtxLXR4RXNHUVU?usp=sharing

martes, 24 de marzo de 2015

Día de la MEMORIA.

La memoria así como la muerte, pueden ser enaltecida o degradadas, según se haya vivido.   
      Haciendo gala de la “MEMORIA”, después de un infarto y un ACV, función que El hacedor ha decidido conservarme, les recuerdo que si bien el “Proceso de Reorganización Nacional”, como eufemísticamente estos “Sátrapas” llamaron a ese atropello contra su propio pueblo. 
      La noche negra en nuestro país dio comienzo con el derrocamiento de Dn. Arturo Illia, presidente Constitucional de Argentina, derrocado por ese artero Golpe de Estado protagonizado por el General Juan Carlos Onganía. 
      Ese 24 de Marzo de 1976 las F.F.A.A. conjuntas agudizaron la acción que había emprendido el ejército contra un pueblo desprotegido, una juventud idealista, confundida, que respondió, equivocadamente, al llamado de sus referentes políticos.
    "Nunca Más" detrás de banderas oportunistas; soberanía con dignidad, respeto e integridad territorial.

jueves, 12 de marzo de 2015

LATINOAMERICA: Ahora o nunca.

               Juntos, somos más


Soy un constante enemigo de utilizar las grandes figuras arquetípicas de nuestra historia reciente, como banderas políticas, partidistas u electoralistas, circunstancia tan bastardeada en la sociocultura argentina de los últimos años.
No obstante hoy, llevo a la práctica aquello que generalmente deploro, debido a un hecho puntual, coyuntural, por así decirlo, como fueron las extemporáneas manifestaciones del presidente de los Estados Unidos, Barack Obama, que funcionaron como disparador para escribir esta nota


En los años setenta, soplaban malos vientos en América Latina y en particular en nuestra América del Sur, Indoamérica.
    Desde Uruguay un querido amigo me trajo un pequeño librito, escondido entre sus ropas, ya que se hallaba prohibido desde el 66, en nuestro país, siempre afecto al despertar de la censura, al menor indicio del vuelo sutil de alguna “Verdad incómoda”, que ellos jamás consideran relativa.
    Este folletín impreso en el vecino país  (Editorial DIALOGO S.R.L. 1968) circulaba entre utópicos militantes del “Perón Vuelve” de entonces con toda la carga de proscripción que cargaban sobre sus hombros, banderas que les otorgaron sus proscriptores.
    Esta y otras consignas: “Luche y Vuelve”, se habían convertido, por obra y gracia de la militancia, de los jóvenes y no tan jóvenes, en banderas tras la que marcharon a la muerte una juventud idealista, engañada, que tarde despertó del sueño de política y poder que se había enseñoreado en nuestro país.
  Ese librito se había convertido, por aquellos años, en la biblia de los latinoamericanistas de cualquier ideología, su autor “Juan Domingo Perón”, su título: “America Latina, Ahora o nunca”, una recopilación de las alocuciones del líder justicialista sobre la unión de los países de la región.

   Las páginas de ese pequeño libro conteniendo las palabras del viejo líder sobre la necesidad de la unión Latinoamericana, conversada con líderes políticos de esa época, tema de tanto arraigo y actualidad en los últimos años, fue el catalizador para la militancia que mantuvo viva la llama unificadora.
   Quizás con grandes errores, pero indiscutiblemente, otros grandes aciertos, Perón fue, a mi entender, el político activo más comprometido con la unión americana de su época.
   Muchas de las consignas enarboladas por entonces surgieron de las lecturas de estas páginas: “El 2000 nos encontrará unidos o dominados” fue una de tantas.
     Este aspecto destacado de Perón fue retomado por Hugo Chaves, político y militar, como él, líder indiscutido de la revolución Bolivariana de Venezuela, rescatado para su causa, que no es otra, (Mal que le pese a muchos) la causa de Indoamérica.

Nueva - Edición CS

    En los nuevos tiempos que corren de Internet, Smar-fon, Wi-Fi, Globalización, donde la velocidad es una consigna y el consumo una razón de ser, hacer referencia a “Un Libro” parecería anacrónico y tan extemporáneo como las beleidades de los modernos conquistadores del norte.
    Sin embargo creo que todos deberíamos reeleer estas palabras que hoy podemos hallar en formato PDF, en la red, con solo su título o comprar la nueva edición de edit. CS.
    En el año 1953, siendo presidente de la republica, Perón ofreció un discurso en la escuela de Guerra, que según consta en los escritos y referencias, adoptó un carácter secreto, discreción que justificaba su importancia política y diplomática del mismo, todo por “Seguridad Nacional” como le dicen ahora; o “Para no avivar giles”, como diría un porteño.
    Opositores a Perón llevaron a Uruguay los textos que circularon clandestinamente, sin conocerse su texto verdadero y real hasta la publicación de Perón en Diálogo del 68, ya Vargas e Ibañez habian fallecido, Perón lo haría en 1973.La cuestión fue que el 11 de Noviembre, Perón habla en la escuela de guerra y lleva la palabra autorizada de dos mandatarios Sudamericanos, Getúlio Domelles Vargas, de Brasil y Carlos Ibañez del Campo, de Chile, con quienes ya había hablado, (No existía la UNASUR) de allí el carácter reservado de sus palabras, que se publicaronn en documentos caratulados y destinados personalmente.
    La alianza sudamericana requerirá de un esfuerzo y convicción sin precedentes, ya vimos como socava el poder las aspiraciones independentistas, hemos vuelto al siglo XVII  en este siglo XXI los conquistadores tambien se modernizan, la diferencia es que no es España de quienes nos debemos independizar.

lunes, 9 de marzo de 2015

Américo Vespucio - 09/03/1454 - Florencia,Italia.



Reproducción del globo de Martín Behaim,  Servicio Geografico de Madrid, España.

martes, 3 de marzo de 2015

Sí … Pero no

No confundir, reconocimiento, militancia, con  convalidar 
Sí … Pero no

Pasada la euforia que los partidarios del modelo impuesto por la Flia. “K” en la Argentina destinaron a la concentración del domingo pasado en la ciudad Autónoma de Buenos Aires. donde se concentraron en la histórica plaza del Congreso Nacional, todos los sectores comprometidos con él.
Como es lógico y sabido en política, dichos sectores deben hacer acto de presencia y demostrar así su respaldo; Bajo esta premisa, varias delegaciones del interior (Necochea, entre ellas) convergieron en el punto de reunión para expresar su respaldo a esta gestión.

Como dijera en la bajada del título de esta pretendida nota, NO CONFUNDIR, ya que esta es la más común, equivocada y apresurada  interpretación que puede realizarse de estas situaciones coyunturales y de supuesta, expresión “Popular”.
Los artífices de la gestión que busca el respaldo, suele confundirse con estos actos multitudinarios convencidos, muchas veces por sus propios “adulones” asesores, quienes a su vez ponen en juego sus propios intereses en esto.
Se dice que:  “El peor enemigo de un gobernante descuidado, es su propio entorno”
Descuidado por no darse cuenta él mismo de lo que sucede y sus circunstancias y requiere de sus colaboradores que le recrean,  para su regocijo, una situación irreal.
Mientras tanto los manifestantes responden, eso no se puede negar, al llamado de quien se ha ganado su preferencia política.
Beneficios otorgados a la población a través del sistema estatal o simplemente aquellos otorgados personalmente a través del sistema generalizado que el organigrama político contempla en toda la administración.
Estas acciones no son otra cosa que acciones “Demagógicas” que utiliza un político para “Ganarse el amor de la gente” que queda obligada con él y deberá responder a su llamado, para evitar ser excluido del “Beneficio recibido”.
No se confunda, esos supuestos beneficios otorgados son, casi siempre, derechos que el ciudadano debería haber usufructuado siempre, pero que les habían sido negados, hasta la llegada de su benefactor.
Por todo lo expuesto repito: No se confunda o se deje CONFUNDIR  la expresión de apoyo expresada el 1º de marzo debe entenderse como un apoyo a lo hecho bien a los beneficios que se bajó a la gente y a las cosas que queremos.
Hay quienes aprueban el manejo del ANCES los beneficios sociales de la clase pasiva, la Ley de movilidad, que permite actualizar progresivamente los haberes jubilatorios.
Hay quienes aprueban la renovación y reconversión Ferroviaria, como en mi caso, o la recuperación de YPF y modernización de Aerolíneas Argentina o el manejo argentino ante los Fondos Buitres.

Pero cuidado, hay cuentas pendientes, que la sociedad contabiliza, no toda la población está obligada por el agradecimiento o la mentira que, como todos saben, tiene patas cortas y en un año electoral esto es peligroso.